2 de diciembre de 2021
Universidad Perú

San Marcos: universidad con un rol protagónico en el Perú

La Universidad Nacional Mayor de San Marcos –mi alma máter– ha cumplido 470 años de fundación, siempre a la vanguardia de la educación superior y con el reto de seguir presente en la historia del Perú.

San Marcos nace el 12 de mayo de 1551, mediante Real Cédula, dada en Valladolid por el rey Carlos I de España y la reina Juana I de Castilla, su madre. Es, en todo el sentido de la palabra, la partida bautismal.

Y una demostración de que la Iglesia Católica está presente en la religiosidad y también en la cultura, es que la primera aula de San Marcos fue uno de los claustros del Convento del Rosario de la Orden de Santo Domingo en el corazón del Centro de Lima.

El historiador Ricardo Pinto-Bazurco señala que durante el período virreinal, San Marcos “arrastró una lánguida vida institucional” debido al poder absolutista dominante.

Sin embargo, hubo excepciones a la regla. En ese campo destacado de la labor intelectual figuran Diego de León Pinelo o Pedro Peralta (Doctor Océano), además de investigaciones sobre el aimara y el quechua, entonces denominados “lenguas de indios”.
San Marcos tendrá un papel importante en la gesta emancipadora, que se forjaría de la coalición de modelos educativos colonialista y democrático.

Pinto-Bazurco destaca de esta época el desempeño de José Javier Leandro de Baquíjano y Carrillo, quien estimuló a una generación con los nuevos vientos de las ideas independentistas. También Pablo Antonio José de Olavide, Fray Melchor de Talamante, Vicente Morales y Duárez y el gran maestro de las ideas libertarias, Toribio Rodríguez de Mendoza.

Hijos de estas lecturas libertarias versus la escolástica serían los “carolinos” (como se conocía a los sanmarquinos) José Faustino Sánchez Carrión, José Gregorio Fernández, Hipólito Unanue y otras piezas vitales de la política y la ciencia del Perú germinante.
Otro capítulo importante donde se vio la presencia de los sanmarquinos fue en la Guerra del Pacífico (1879-1884).

En La Universidad Mayor de San Marcos y los sanmarquinos durante y después de la Guerra con Chile, el investigador Julio C. Buenaño Olivo pone en evidencia el protagonismo de la comunidad sanmarquina en la campaña marítima y terrestre, desde la defensa de las salitreras de Antofagasta y Tarapacá. O el pronunciamiento sobre el Tratado de Alianza Defensiva peruano-boliviano.

Buenaño recuerda que la defensa del territorio patrio de los sanmarquinos fue material, económica, logística, de salud y propaganda, amén de la disposición de las altas autoridades para el trabajo de catedráticos en diversas acciones como la organización de las ambulancias del Ejército. O que las facultades de Ciencia, Teología, Ciencias Políticas y Administrativas, Jurisprudencia o Letras ofrezcan alrededor del 20% de sus haberes mensuales para salvaguardar la patria.

Desde el punto de vista militar per se, los sanmarquinos integraron la “Legión Carolina”, pero se disolvió porque el gobierno no autorizó que vaya al frente. (Se corría el riesgo de perder a la intelectualidad peruana).

Este año del Bicentenario del Perú hay una primicia, divulgada por la Agencia de Noticias Andina: la UNMSM dio a conocer la Bula Papal del sumo pontífice Pío V, del 25 de julio de 1571. (https://tinyurl.com/n2h9ces6)

«Se trata del segundo documento fundacional de la UNMSM. No solo confirmó la creación de la entonces llamada Universidad de la Ciudad de los Reyes, sino que le dio validez internacional y le permitió el título de Real y Pontificia», señala la nota.

Como recordó la Comisión Organizadora del 470° Aniversario de la UNMSM, la Bula Papal permitió el inicio de primeras reformas sanmarquinas, entre ellas, el elegir a su primer rector laico, Pedro Fernández de Valenzuela.

San Marcos es la esencia de la ciencia, las humanidades y lo más selecto de la intelectualidad. Como ejemplo de ello encontramos a Pedro de Peralta Barnuevo Rocha y Benavides (1663-1743) astrónomo, poeta, erudito, sabio y polígrafo peruano. Fue rector de la Universidad de San Marcos e impulsó estudios sobre el aimara y el quechua. Es extensa la lista de académicos y científicos ligados a las aulas de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos.

Ahora el reto es cómo insertarse en la modernidad, sin perder su esencia. Este 24 de mayo se realizarán las elecciones generales en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (UNMSM), para elegir al rector y vicerrectores para el período 2021 – 2026.

De acuerdo a información oficial (https://tinyurl.com/5x2349pb), en total se presentaron siete listas para la postulación a los máximos cargos de San Marcos. Estas listas pertenecen a Unidad Sanmarquina, Nuevo San Marcos, InnovacciónSanmarquina, Renovación Sanmarquina, Siempre San Marcos, Letras y Números de San Marcos, y Movimiento Prospectiva Sanmarquina.

La candidata de «Siempre San Marcos» es Jeri Ramón Ruffner (https://tinyurl.com/525p9m7) doctora en contabilidad y abogada, quien propone dotar de programas especializados a cada escuela, de acuerdo con las características de la facultad a la que pertenecen. También promete mejorar la conectividad a internet, implementar una planta de oxígeno e incrementar la Clínica San Marcos.

En su plan de gobierno 2021-2026, la candidata a rectora busca fortalecer aún más la internacionalización de la universidad impulsada por el actual rector, Orestes Cachay, mediante la acreditación internacional de las carreras profesionales. Se promoverán pasantías en universidades como Harvard, Oxford, Stanford, Tokio, Toronto.

Son metas realizables y necesarias, para que la UNMSM siga siendo la columna vertebral del Perú.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *