4 de diciembre de 2021
En esas vacunas está el tesón de los cubanos, asegura enfermero de la brigada Henry Reeve

En esas vacunas está el tesón de los cubanos, asegura enfermero de la brigada Henry Reeve

El tesón del pueblo de Cuba para resistir más de 60 años de bloqueo norteamericano, pandemias y fenómenos naturales está reflejado en los candidatos vacunales obtenidos en el país, aseguró un enfermero internacionalista de Cienfuegos, con seis misiones, entre estas una para enfrentar el Ébola y dos a la COVID-19.

Rubén Carballo Herrera, con 38 años en la humanitaria labor de la enfermería, declaró en exclusiva a la Agencia Cubana de Noticias que los cinco candidatos Soberana 01, 02 y Plus, así como Abdala y Mambisa darán buen resultado a nivel nacional e internacional, porque muchas naciones están esperando por esas vacunas, confían en estas y en los científicos de la Isla.

“También la gente cree mucho en los trabajadores de la salud cubana por su ética, su comportamiento y la entrega, por eso brindamos servicios en más de 50 países, en medio de desastres naturales, epidémicos, donde sea necesario.

“El mundo entero tiene los ojos puestos en nosotros, ven el fruto del trabajo que hacemos, de la labor de los científicos y del pueblo de Cuba para sobrevivir al bloqueo, y ellos se quedan con la boca abierta mirando cómo este pequeño país bloqueado, y en medio de la pandemia ha desarrollado esas vacunas”.

A pocas horas de recibir la primera dosis del candidato vacunal Abdala, Carballo Herrera siente seguridad, alivio y alegría de saber que sus colegas y el personal de salud estarán más protegidos de ahora en adelante en la zona roja frente a la COVID-19.

Tras el regreso de tantas misiones, Carballo Herrera labora en estos momentos como jefe de un equipo, conformado por dos enfermeros y cuatro médicos, en el centro de aislamiento Hotelera del MICONS, donde alojan a casos sospechosos con síntomas.

Como afirma: “codo a codo trabajamos para minimizar los riegos y que nadie se agrave, cada cuatro horas evaluamos al paciente, les tomamos los signos vitales, buscando atajar cualquier amenaza.

“Llevamos 14 meses en el combate contra la pandemia, y para ganar esa batalla necesitamos que el pueblo se proteja con nasobuco, lavado de manos, aun cuando sea vacunado, para detener de una vez a esta peligrosa enfermedad.

Carballo Herrera rememoró sus casi cuatro décadas en esa labor, no solo en las imágenes que selecciona de su trayectoria para ilustrar un trabajo periodístico, sino en los importantes reconocimientos, como el Premio Anual de Salud del 2000, el “Carlos J. Finlay”, el “Enrique Barnet in Memoriam”, el Escudo de la Ciudad de ienfuegos, y el Premio al mérito de la enfermería Victoria Bru.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *