26 de enero de 2022
Casa Ol铆mpica de Fernando Day谩n

馃帶 Declaran Casa Ol铆mpica la del cano铆sta cienfueguero Fernando Dayan Jorge Enrique

La familiar magia de los barrios cienfuegueros y cubanos se respira en el consejo popular de O麓Bourque, en Cienfuegos, donde si llegas perdido buscando la casa del cano铆sta Fernando Day谩n Jorge Enrique, cualquier vecino te da las se帽as.

cano铆sta Fernando Dayan Jorge EnriqueSingularidad agradecido por esta servidora, que este jueves volvi贸 a ser v铆ctima de un p茅simo sentido de orientaci贸n, aun cuando la direcci贸n de este cienfueguero no sea extra帽a para la prensa, por las veces que nos hemos dado cita all铆 esperando su regreso de alg煤n torneo importante.

Acostumbrados nos tiene Fernando Day谩n a ser merecedor de aplausos, mientras llega con sus medallas al cuello, esas que espera exhibir luego de su participaci贸n en la cita bajo los cinco aros.

Esta misma competici贸n motiv贸 la reuni贸n frente a su hogar este 27 de mayo, de familiares, vecinos y autoridades deportivas, gubernamentales y de los Comit茅s de Defensa de la Revoluci贸n, quienes fueron testigos de la declaraci贸n oficial de la vivienda de los Jorge Enrique como una Casa Ol铆mpica.

La pegatina que exhibe la residencia del cano铆sta cienfuegero, se suma a las otras de eventos m煤ltiples que marcan su feliz recorrido con la delegaci贸n tricolor.

En sus palabras a los presentes Maidel铆n Enr铆quez, su mam谩, agradeci贸 el gesto y tambi茅n la compa帽铆a de directivos y organizaciones de masas durante los a帽os de carrera deportiva de su hijo Fernando Day谩n, quien una vez m谩s le toc贸 seguir este tipo de ritual a trav茅s de las fotos que viajaron en esta ocasi贸n hasta Europa, donde contin煤a su preparaci贸n para los Juegos de Tokio. Igualmente recibi贸 palabras de aliento de la comisionada de canotaje en la provincia, Dayam铆 Nicol谩s P茅rez, quien anima a este joven a enfocarse en sus metas.

Y mientras llega el momento del reencuentro en la casa de su infancia, los abrazos de los seres queridos y el aliento de los vecinos llegan desde la distancia, que probablemente se acorta al saber que desde O麓Bourque, la familiar magia de los barrios cienfuegueros y cubanos lo acompa帽a.

 

Deja una respuesta

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos obligatorios est谩n marcados con *